Nuestro protagonista de hoy tuvo una infancia muy difícil como tantos otros triunfadores en la vida sin importar la faceta.

Charles Chaplin nació en una familia de artistas, sus dos padres lo eran, pero él nació en el momento más complicado artística y emocionalmente de sus progenitores. Su padre arrastraba enormes problemas con el alcoholismo que acabaron con su vida y le llevaron a abandonar el hogar anteriormente.

Su madre tras estar en la cima, iba decayendo y el público era cada vez más feroz en sus críticas, esto sumado a tener que sacar adelante a la familia, acabó también con su vida, siendo ingresada en un sanatorio mental previamente y teniendo que ser atendidos sus hijos en un orfanato.

vida-de-chaplin

Curiosamente la primera aparición en escena de Charles Chaplin fue tras un desmayo de su madre en el escenario, donde él con cinco años imitaba muy bien la voz de su madre incluso y el desvanecimiento posterior que sufrió. El empresario del teatro donde sucedió, le lanzó a escena y esto resultó muy cómico para el público. Había nacido una estrella.

Cierto es que las vicisitudes y sufrimientos de Charles en la infancia fueron tremendos. Participó en diversos grupos teatrales infantiles y adolescentes que recorrían Inglaterra, y esto sumado a la situación familiar le hizo observar el mundo desde un prisma único.

Charles Chaplin creció y su comicidad y mímica rompía todos los parámetros conocidos hasta entonces, no pasó desapercibido para los empresarios y se forjó rápidamente una carrera de éxito que le llevó a Hollywood. Chaplin era un hombre apasionado con las mujeres y muy enamoradizo, lo que le hizo tener muchos romances y rupturas.

vida-de-chaplin
Siempre estuvo orgulloso tanto de su nacionalidad inglesa como de su origen judío, a pesar de triunfar en USA nunca se nacionalizó, esto pudo ser una de las causas para que a finales de los 40 comenzase a ser cuestionado públicamente, hasta tal punto que en una gira por Europa, el gobierno estadounidense solicitó que se le retuviese sino oportunidad de regresar. Él lo tomó bien, y se compró una lujosa mansión en Suiza donde vivía plácidamente.

Poco después Londres llamó de nuevo a su puerta, y siguió su carrera, que ya no solo era artística, sino también empresarial, produciendo algunas películas, incluso fue también Director. Encontró en Oona a la mujer que buscaba, y fue feliz con ella hasta sus últimos días, incluso tuvo su octavo hijo con ella cuando él tenía 68 años.

Como curiosidad decir, que una de sus hijas Geraldine se casó con el cineasta español Carlos Saura. El personaje rebosante de mímica y humor que “Charlot” como fue apodado en París ha seguido tan vivo en el paso del tiempo y marcó tanto, que aunque siguió dentro del mundo del cine y del teatro nunca volvió a tener el éxito de aquel personaje que está en la retina de todos, y ciertamente el reto era muy complicado.

charlie-einstein

Cinco años antes de fallecer aceptó una invitación de USA para hacer un reconocimiento a su carrera y recibir un Oscar como homenaje a su carrera. Así cerró la herida que había tenido abierta con este país desde hacía más de 20 años.

Falleció a los 88 años, el día de Navidad en 1.977.

Facebook · Twitter · Youtube